El Tiempo


en Córdoba


jueves, 29 de marzo de 2012

Alcázar de los Reyes Cristianos de Córdoba


Historia y Origen.

El Alcázar de los Reyes Cristianos de Córdoba es una fortaleza cuyo uso de castillo y palacio ha acompañado a la ciudad desde sus orígenes, produciéndose en su interior importantes episodios históricos determinantes para Córdoba y también para España. Fue calificado Monumento Histórico, en Junio de 1931 y se integra en la zona declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1994.

Muralla exterior del Alcázar de los Reyes Cristianos.
Desde época romana cuando se denominaba Alcázar Viejo, tuvo carácter de fortaleza por su situación privilegiada enclavado a orillas del río Guadalquivir, dominando el puente romano por donde transcurría el camino obligado de las rutas militares y comerciales para acceder a Andalucía, la Vía Augusta. En su suelo han residido gobernadores romanos y musulmanes, sirvió de bastión a Don Rodrigo en época visigoda, se proyectó el viaje de Cristóbal Colón a las indias, se conquistarían y reconquistarían reinos mientras nacían reyes tras sus muros y se asentó el Tribunal de la Inquisición.
 
Estatua de Alfonso X el sabio en la entrada al jardín.
El Alcázar se encontraba en el conjunto de edificios que constituían el Palacio Califal desde Abderramán I, hasta que Abderramán III tras proclamar el Califato, trasladara la sede gubernamental a Medina Azahara. Históricamente debido a ser un punto defensivo, ha sido arrasado por las distintas invasiones acontecidas en la ciudad. Tras la reconquista cristiana en 1236 por el rey Fernando III el santo, se convertiría en residencia real, volviéndose a reedificar en 1327 por el rey castellano Alfonso XI, dándole así la fisonomía de castillo con la que ha llegado a la actualidad.

Colón y los Reyes Católicos planificando las Américas.
Posteriormente desde 1482, se convirtió en el Cuartel General de las tropas de los reyes Católicos. Desde donde en un periodo de diez años se orquestó la estrategia de la conquista del Reino de Granada, último reducto de carácter árabe que quedaba en España, mientras que los Reyes Católicos permanecían largas temporadas en el Alcázar, donde nacería una de sus hijas, la infanta Doña María, que mas tarde sería reina de Portugal. También en este enclave discurrieron las conversaciones entre Cristóbal Colón y los Reyes Católicos para organizar los preparativos de su primer viaje a América.

Tras conseguir conquistar Granada y unificar España en 1492, los Reyes Católicos dejan Córdoba y ceden el Alcázar al Tribunal de la Inquisición, realizándose numerosas reformas acondicionando mazmorras y calabozos. La Inquisición ocupó el Alcázar hasta su desaparición en 1812 ordenada por las Cortes de Cádiz. El edificio se destinaría a prisión desde 1822 hasta 1931 y posteriormente fue destinado a instalaciones militares, hasta su concesión  al Ayuntamiento de Córdoba en 1955.

Edificio. 

Vista de la ciudad de Córdoba desde la torre de los Leones.
El Alcázar de los Reyes Cristianos de Córdoba se compone de un recinto casi cuadrado con sus vértices protegidos por cuatro torres y una extensión aproximada de 4.100 metros cuadrados, en los que se aprovecharon en su edificación muchos elementos arquitectónicos de construcciones anteriores. La torre del Homenaje de planta octogonal se sitúa al noreste, y se une a la Torre de los Leones situada al noroeste por una muralla, siendo esta última la mas antigua, de sección cuadrada y dos plantas con anchas fajas almohades y con terrazas y almenas en su cara exterior. La Torre de la Inquisición o de los Jardines se sitúa al suroeste y es de planta circular, comunicándose con las anteriores por medio de adarves protegidos por almenas. La Torre de las Palomas que sería la cuarta, no se conserva en la actualidad.

Jardines y Baños Reales.

Jardines del Alcázar de los Reyes Cristianos.
En la antigua huerta del Alcázar se encuentran los actuales jardines con gran variedad de plantas autóctonas, dentro de las características del jardín de tradición árabe: palmeras, cipreses, naranjos y limoneros que se mezclan con numerosas fuentes y estanques creando un inigualable espacio que representativo la cultura cordobesa.


Baños del Alcazar de los Reyes Cristianos.
En la planta interior del Alcázar de los Reyes Cristianos, se encuentran bajo el salón de Mosaicos unas termas que sirvieron de baño al rey Alfonso XI, ya que los baños califales se encuentran en distinta ubicación. Se accede por un pequeño patio y en su interior alberga el vestuario y tres salas, una sala alargada (Frigidarium) cubierta por una bóveda de cañón con tragaluces en forma de estrellas de ocho puntas para iluminar y ventilar, una cámara templada (Tepidarium) que sirve de sala central cubierta con bóveda de arista, y otra zona de vapor y aguas calientes (Calidarium) con dos baños individuales. 

Colecciones artísticas.
Galería interior del Alcázar de los Reyes Cristianos.

En el Alcázar de los Reyes Cristianos de Córdoba se exhiben numerosas piezas artísticas provenientes de hallazgos arqueológicos en los subsuelos de la ciudad como el magnifico sarcófago romano, obra del siglo III d.C. que apareció en Córdoba en 1958. Su motivo principal es la puerta de Hades o del más allá que se encuentra entreabierta.

Salón de Mosaicos del Alcázar de los Reyes Cristianos.
Se pueden observar también numerosos mosaicos de la época del esplendor romano decorando los muros de una antigua capilla de la Inquisición realizada en el siglo XVIII y que actualmente recibe el nombre de Salón de los Mosaicos. Datan de los siglos II y III d.C. y se encontraron también en el subsuelo cordobés en 1959, fijándose su procedencia en una rica mansión romana. En ellos podemos ver a Polifemo y Galatea, la Medusa, Eros y Psique o La mascara de Océano. También se encuentra diverso mobiliario de época, arcones y mesas de los siglos XVI y XVII, o esculturas de cordobeses históricos como Séneca y el Gran Capitán realizadas  por el artista Mateo Inurria.

Información, Horario de Visitas y Precios.

Horarios: Martes a Viernes de 08:30 a 19:30. Sabados de 09:30 a 16:30. Domingos de 09:30 a 14:30 Lunes Cerrado.
Precios: Adultos: 4€ / Estudiantes hasta 26 años: 2,5€ / De 0 a 14 años: Gratis.
La entrada es conjunta con el Museo Julio Romero de Torres y los Baños del Alcázar Califal.

La entrada es Gratuita de Martes a Viernes de 08:30 a 10:30 (Excepto festivos).

Situación: C/ Caballerizas Reales. 14004, Córdoba.

Teléfono: 957 420 151.

(Actualizado en Marzo de 2012).